El MARN emitirá un decreto que permitirá la prohibición de quemas agrícolas para evitar la propagación de incendios forestales. Esta medida se debe al incremento de la temperatura que traerá el fenómeno de El Niño.

El incremento de los vientos Nortes en la estación seca y el ambiente caluroso extremo que provocará el fenómeno de El Niño, por lo menos hasta abril de 2016,  podrían favorecer el origen y propagación de incendios forestales, en especial en días con mucha bruma. Así lo informaron esta tarde, la ministra de Medio Ambiente y Recursos Naturales, Lina Pohl, y la directora del Observatorio Ambiental, Celina Kattan.

En enero y febrero de 2016, se estima que ocurran dos períodos de vientos “Nortes” mientras que en marzo, se espera un período, pero de poca duración y baja intensidad. Existe la tendencia de que el número de eventos sea aún mayor que los mencionados al final de la época seca 2015-2016, pues la Oscilación Ártica, un indicador de la magnitud de los Frentes Fríos que se está fortaleciendo en las próximas semanas.

Tal como lo informó el MARN el año pasado, el fenómeno de El Niño impactará en el clima del país principalmente con el incremento en la temperatura ambiente, esperándose anomalías en la temperatura media hasta de 0.3°C en abril, siendo la media histórica a escala nacional en este mes de 25.3°C. El fenómeno de El Niño provoca en ocasiones ambientes calurosos extremos, en especial en días con mucha bruma durante los meses de la estación seca.

MARN se prepara para mitigar incendios en ANP

El MARN fortalecerá el sistema de Alerta Temprana para Incendios en Áreas Naturales Protegidas (ANP). La ministra Pohl informó que el Observatorio Ambiental ha colocado en la página web www.marn.gob.sv , un espacio especial de información que puede, incluso, advertir sobre posible generación de un incendio forestal.

En el  espacio se detallan una serie de mapas e información meteorológica (boletines y pronósticos) básica, cuyo objetivo es servir de insumo para complementar el monitoreo y análisis diario de la posible susceptibilidad que pueda darse en el territorio en el tema de incendios forestales.

Esta concebido para proporcionar solamente un marco de referencia al personal técnico operativo y de toma de decisiones en materia de prevención, disposición de recursos y estrategias de combate para incendios forestales.

El MARN también ha distribuido equipo convencional  para el control de incendios en las ANP, entre ellas, cascos, tanques para captación de agua, punteras para extraer agua, bombas de agua entre otros artículos. En los próximos días iniciará la apertura de 110 kilómetros de brechas cortafuego en zonas específicas de 15 ANP. El trabajo se realizará con el apoyo de alcaldías, co-manejadoras y personal del Ministerio.

Las ANP en las que se abrirán brechas cortafuego son: El Imposible, Santa Rita, San Marcelino, El Playón, San Diego La Barra, Montecristo, San Lorenzo, La Joya, San Juan Buenavista, El Caballito, Taquillo y Colima.

Perspectiva hidrológica

El trimestre mayo-junio-julio de 2015 fue el más seco en más de 40 años de registro de lluvias del país, lo cual ha trasciende al comportamiento de los recursos hídricos superficiales y subterráneos.

Hasta abril de 2016 se estiman reducciones hidrológicas  entre 50% y 85% para la zona oriental, siendo los ríos más afectados el Torola y el Goascorán.  En cuanto al río Grande de San Miguel y ríos que drenan a la bahía de Jiquilisco, podrían tener reducciones entre 50% y 70%.

En la zona central se espera reducción en el caudal de los ríos hasta del 20% en los departamentos de Chalatenango, Cabañas y Cuscatlán. Ríos que drenan hacia la zona costera central, tendrán reducciones entre 30% y 40%.

La zona occidental presentará reducciones de caudal de los ríos hasta del 30%. Las mayores se prevén para los ríos que drenan hacia la zona costera en los departamentos de Ahuachapán, Sonsonate y parte de La Libertad.

La generación hidroeléctrica basada en la disponibilidad de agua, no se verá afectada significativamente durante la época seca.

Se espera que el nivel de los embalses de regulación estacional tienda a disminuir de manera normal a partir del mes de diciembre, alcanzando sus valores mínimos a finales del mes de abril del 2016. Esto afectaría principalmente la disponibilidad de agua en los pozos excavados que captan el acuífero somero.

Impactos esperados

 El comportamiento de los caudales registrado en los ríos del país durante la época lluviosa 2015 fue irregular y deficitario, producto de ello algunos impactos esperados para la época seca 2016 son:

Reducción del caudal base o promedio mensual de los ríos y manantiales a partir del mes de enero.

Depresión de los niveles freáticos por insuficiente recarga del acuífero, pudiendo afectar el abastecimiento para consumo humano.

Restricciones en la disponibilidad de agua para riego a partir de ríos y manantiales, en especial en las zonas identificadas con mayor déficit, al Oriente y zona costera.

Incremento de incendios forestales por deficiencia de humedad en el suelo. Posibilidad de incremento de la intrusión salina en los acuíferos costeros.

Aumento de la evapotranspiración, lo cual disminuye la humedad en el suelo y el volumen de agua en lagos, lagunas y embalses.