Informe 10. Quinto período de sequía meteorológica débil


Durante la época lluviosa, al transcurrir entre cinco y 10 días consecutivos sin lluvia, se identifica una sequía de intensidad débil. Cuando el período es de 11 a 15 días, la sequía es moderada y, si supera los 16 días se considera de intensidad fuerte o severa.

Desde el 20 de agosto a la fecha, se registra sequía meteorológica débil en La Hachadura y Cara Sucia, departamento de Ahuachapán; Aeropuerto El Salvador y Acomunca, departamento de la Paz; Santa Cruz Porrillo, departamento de San Vicente; San Marcos Lempa y San Simón, departamento de Usulután; Pasaquina y El Sauce, departamento de La Unión; y San Francisco Gotera, departamento de Morazán.

El resto del territorio ha experimentado lluvias en las últimas 24 horas.

Las condiciones de humedad en el suelo de los últimos diez días, se ubican en la categoría condiciones húmedas para las zonas montañosas, mientras en condición adecuada en la mayor parte del territorio nacional. Condición “Déficit ligero o seco” en las zonas de Guija y planicies costeras de los departamentos de La Paz, San Vicente y Usulután.

La proyección para los próximos 10 días, es una condición de “Adecuada o Normal” que se mantendrá y, únicamente, algunos sectores de la costa al oriente y occidente del país podrían alcanzar la categoría de déficit ligero.

El Centro de Pronóstico Meteorológico (CPM), informa que el paso de una onda tropical provocará chubascos y tormentas eléctricas de aisladas a dispersas en los próximos cinco días. Por lo cual, se estima que terminará la condición de sequía meteorológica débil.

El impacto esperado de esta sequía meteorológica es débil. Sin embargo, la población que realiza sus actividades al aire libre debe hidratarse adecuadamente, para evitar consecuencias de las variaciones por alta temperatura y disminución de humedad en el aire, especialmente en las zonas con ausencia de lluvias.