Incendios en volcán de San Salvador podrían incrementar escorrentías y riesgo por deslaves


Los incendios que afectaron parte del volcán de San Salvador dejaron a su paso, no solo destrucción en la masa boscosa, hábitat de fauna y muerte de animales silvestres, también podrían incrementar la escorrentía, el riesgo de deslaves y afectaciones asociadas con la llegada de las lluvias y poner en riesgo a las poblaciones aledañas y zona baja de la microcuenca.

Equipos conformados por geólogos y técnicos del Ministerio de Medio Ambiente y Recursos Naturales (MARN), que inspeccionaron las zonas más críticas, indicaron que los incendios han afectado áreas que tienen incidencia directa en al menos dos quebradas al poniente de la capital.

Las dos quebradas con mayor susceptibilidad podrían incrementar la escorrentía y generar impactos en la prolongación de la Avenida Masferrer Norte, cerca del redondel Luceiro y redondel Nicaragua, respectivamente.

En los recorridos realizados en la parte alta del volcán y Picacho, los técnicos encontraron suelo y rocas sueltas; vegetación quemada, suelo sin vegetación y pendientes fuertes de más del 100%.

Para obtener esta información y verificar las posibles zonas de afectación por deslaves, los expertos realizaron vuelos con drone y generaron modelos en tres dimensiones a partir de las imágenes georreferenciadas sobre la base de un modelo de elevación digital de alta precisión generado con tecnología LIDAR.

La información fue revelada por la ministra Lina Pohl acompañada por Celina Kattan, directora del Observatorio Ambiental, y Silvia de Larios, de la Dirección de Ecosistemas y Vida Silvestre.

Pohl dijo que las afectaciones de los incendios pueden modificar el comportamiento de la escorrentía, afectando en las zonas bajas de los cauces del río desencadenando en inundaciones y deslizamientos en la estación lluviosa, la cual está prevista que inicie la primera quincena de mayo en la zona occidental y centro del territorio.

“Zonas como la prolongación de la Avenida Masferrer Norte podrían verse afectadas por un incremento de la escorrentía durante fuertes lluvias”, recalcó.

Los expertos recorrieron la finca Los Robles, una de las propiedades privadas  afectadas por el fuego, donde ocho manzanas de árboles adultos de ciprés, pepetos, rajabien, roble, aguacate mico, entre otros, fueron arrasados.

 

La  pérdida de cobertura vegetal ha dejado expuesto el suelo y puede generar un proceso de erosión por interacción con el agua lluvia  o viento.

Los técnicos identificaron una serie de acciones de mitigación, que deberán ser coordinadas con los propietarios de los terrenos afectados, entre ellas: establecimiento de barreras vivas de izote en los lugares donde la tierra está menos suelta, así como acequias y otras obras de conservación de suelo; mientras se recupera la cobertura vegetal.

Esto deberá ir acompañado con un plan de restauración para enriquecer las áreas que no tenían árboles y plantar las mismas especies en zonas que ya estaban arborizadas,  así como obras de conservación de suelo y agua

La ministra adelantó que en los próximos días dará a conocer un plan de restauración de la zona, pero a la vez hizo un llamado a la población, principalmente a los propietarios de áreas de cultivos a NO realizar quemas y evitar los cultivos anuales ya que por las características del suelo, deben ser cultivos perennes.

En los últimos años, el volcán de San Salvador ha registrado una serie de incendios que podrían haber debilitado ciertas áreas. La ladera oriente del volcán se encuentra densamente poblada, lo que incrementa el riesgo por inundaciones y deslizamientos, como sucedió en noviembre de 2015 en la Avenida Masfererrer Norte, por lo que la ministra pidió tener precaución al transitar por dicha zona durante fuertes tormentas o prolongadas.

La titular del MARN instó a las comunidades, gobiernos locales y Protección Civil a  revisar sus  planes de emergencia  y a realizar acciones de limpieza de los cauces de las quebradas principales. El MARN mantendrá un monitoreo reforzado en la zona y activará sus protocolos de alerta temprana cuando sea necesario.

Pohl agradeció el esfuerzo puesto por los guardarrecursos y técnicos del MARN que apoyaron las labores de extinción de los incendios en el volcán, así como la labor de Bomberos, Fuerza Armada, comunidades y personal municipal en el volcán y en Áreas Naturales Protegidas del país.

 

Sabías que…

Los incendios no solo destruyen la flora y la fauna. También producen un impacto en el suelo al dejarlo sin protección contra las lluvias.

Los incendios incrementan la susceptibilidad a inundaciones y deslizamientos.

Al quemarse la vegetación, el suelo queda desprotegido, lo que reduce la infiltración en los suelos e incrementa la escorrentía, ocasionando erosión superficial, socavación e inestabilidad en las laderas.

Descargas

Presentación incendios en volcán de San Salvador podrían incrementar escorrentías y riesgo por deslaves DOWNLOAD

Compartir en...Share on Facebook0Share on Google+0Tweet about this on Twitter0Share on LinkedIn0


7 abril, 2017