Continúa sismicidad en el volcán Chaparrastique


El Ministerio de Medio Ambiente y Recursos Naturales informa sobre el comportamiento de la sismicidad del volcán Chaparrastique.

Informe Especial No. 45

Fecha y hora de emisión: 2014-02-03 17:00:00

El Ministerio de Medio Ambiente y Recursos Naturales informa sobre el comportamiento de la sismicidad del volcán Chaparrastique.

Los sismos de pequeña magnitud en la zona del volcán han continuado. Desde el 27 de enero se han registrado un total de 55 sismos (no sentidos) en el flanco Norte del volcán de San Miguel, de los cuales, uno ocurrió entre las 3:00 p.m. de ayer domingo 2 de febrero, y las 3:00 p.m. de hoy, lunes 3 de febrero (Figura 1). Las magnitudes han oscilado entre 0.6 y 1.9.

Cabe mencionar que la vibración interna del volcán (RSAM) ha mantenido su tendencia gradual hacia la alza (Figura 2). Entre las 3:00 p.m. de ayer y las 3:00 p.m. de hoy, los valores observados variaron entre 270 y 313 unidades promedio hora en la estación volcán de San Miguel.

El aumento de la sismicidad podría asociarse a un movimiento más constante de fluidos al interior de la estructura volcánica (gases, agua, magma) y al fracturamiento de roca por efecto del incremento en la presión interna del volcán.

Figura 1. Epicentros de sismos localizados en el volcán Chaparrastique.
En color azul se muestran los de las últimas 24 horas.

Figura 2. Gráfico de vibración del volcán Chaparrastique.

El personal del MARN destacado en la zona indica que durante este día se ha observado de forma constante una pluma de gases cuya altura ha alcanzado aproximadamente entre 100 y 150 metros sobre el cráter. Los gases son de color gris claro y se han desplazado con dirección predominante al Suroeste. Las concentraciones de Dióxido de Azufre (SO2) medidas durante las últimas 24 horas en la Finca La Piedra (ubicada en el caserío Las Piedritas), han oscilado en el rango de 0.009 y 0.431 partes por millón (ppm), indicando que la calidad del aire ha fluctuado entre buena e insalubre para personas que habitan en la zona.

Considerando el comportamiento actual del volcán, no se descarta la posibilidad de otra erupción en los próximos días a través del cráter central o sus flancos, por lo que el Ministerio de Medio Ambiente y Recursos Naturales seguirá mantenido su dispositivo de monitoreo reforzado del volcán, así como una comunicación estrecha con la Dirección General de Protección Civil.

Se considera que de darse un nuevo episodio eruptivo, pudiera tenerse emanación de lava que podría estar acompañada por pequeñas explosiones. La lava es un fluido viscoso, que dependiendo de la emisión y pendiente, fluiría lentamente entre 5 y 200 metros por hora, dando oportunidad a que las personas puedan salir de la zona de riesgo de forma ordenada, por lo que es fundamental que los pobladores estén atentos y acaten las recomendaciones emitidas por las instancias del Sistema Nacional de Protección Civil.

Parámetros importantes para describir el comportamiento del volcán y/o efectos potenciales

Amplitud Sísmica (RSAM): nivel de vibración del volcán que puede estar asociado al movimiento de fluidos (gases, de agua y magma) al interior la estructura volcánica.

Pluma de Gases: se refiere a la nube (o pluma) de gases que emite el volcán a través del cráter, y es un indicador de la actividad. Se le llama pluma cuando es constante y pulso cuando es intermitente.

Concentraciones de Dióxido de Azufre: concentraciones medidas en un punto específico en las faldas del volcán (Finca La Piedra). Es un indicador de la calidad del aire, con base a la siguiente escala utilizada por el Departamento de Salud del Estado de Hawái.