Altas temperaturas podrían ser causa de nacimiento de chicharras


La falta de lluvias y las altas temperaturas que se han registrado en las últimas semanas, podrían ser las causas del nacimiento fuera de tiempo de decenas de cigarras o chicharras.

La semana pasada, guardarrecursos del Ministerio de Medio Ambiente y Recursos Naturales designados en los Sitios Ramsar Laguna El Jocotal, en San Miguel; y en la Barra de Santiago, en Ahuachapán;dos de las zonas que han registrado déficit de lluvias, reportaron el canto de chicharras y la muda de estos insectos en las copas de árboles. Un fenómeno que según el entomólogo del Ministerio, Marvin Salinas, solo ocurre una vez en el año y en condiciones de temperaturas altas característico de verano.

Diversos estudios indican que las cigarras, conocidas localmente como chicharras, tardan entre 12 y 15 años para emerger a la superficie. Otros documentos indican hasta 17 años, lo cierto es que son insectos que tardan mucho tiempo para salir a la superficie y que cuando lo hacen solo es para reproducirse y morir.

De acuerdo con Salinas, la chicharra que fue fotografiada por uno de los guardarrecursos en Barra de Santiago, es de la especie Quesada gigas de la familia Cicadidae.

El canto de éstas en temporada de lluvias no es común según los guardarrecursos. Definitivamente no es el tiempo de emerger asegura Salinas, quien considera que este fenómeno es producto del calentamiento global generado por el cambio climático.

“La diapausa invernal es muy ocurrente cuando se dispara el termómetro caloroso, este fenómeno lo vi en 1991 y 1995 en el Área Natural Protegida Laguna El Jocotal y en el parque Walter Thillo Deininger cuando la temperatura son extrema”, expresó Salinas.

La diapausa es un estado fisiológico de inactividad con factores desencadenantes y terminantes bien específicos. ​ Se usa a menudo para sobrevivir condiciones ambientales desfavorables y predecibles, tales como temperaturas extremas, sequía o carencia de alimento.


17 julio, 2018